La Cafeteria & Co
Hola !!! Bienvenidos a "La Cafeteria & Co" un

espacio de

amigos que nos reunimos para opinar, publicar y expresarnos

libremente en un ambiente de respeto y cordialidad.
La ultimas notas en TP
Sondeo

Para que usas internet?

0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
50% 50% [ 1 ]
50% 50% [ 1 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]

Votos Totales : 2

Palabras claves

intoxicados  


ERA VERDAD: ESTAMOS EN UNA NUEVA EDAD MEDIA Hace ya más de cuarenta años, asistí a una conferencia, en la que el conferenciante preconizaba nuevas ideas, planteando incluso “cosas” que ocurrirían en las décadas siguientes. Una de ellas es la de que “ya

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

19042016

Mensaje 

ERA VERDAD: ESTAMOS EN UNA NUEVA EDAD MEDIA Hace ya más de cuarenta años, asistí a una conferencia, en la que el conferenciante preconizaba nuevas ideas, planteando incluso “cosas” que ocurrirían en las décadas siguientes. Una de ellas es la de que “ya




ERA VERDAD: ESTAMOS EN UNA NUEVA EDAD MEDIA

Hace ya más de cuarenta años, asistí a una conferencia, en la que el conferenciante preconizaba nuevas ideas, planteando incluso “cosas” que ocurrirían en las décadas siguientes. Una de ellas es la de que “ya habíamos entrado en un nuevo medioevo o edad media”; otra, que también habíamos cambiado ya de “era” y estábamos en la “Era de Acuario” (Piscis quedaba atrás) y que… “Acuario, era una Era de disoluciones… que la Historia no era lineal, sino “Ondulada” y que iniciábamos una “nueva Ondulación”, donde las disoluciones y otras tragedias habrían de venir”…?
Aguanté aquella disertación, donde hubo bastantes intervenciones en el coloquio, pero ante “tanta fantasía”; escéptico que soy siempre, no le di gran importancia a lo que nos dijo aquella tarde-noche, aquel conferenciante.
Pero luego ha ido viniendo el devenir de “medio siglo después” y pregunto y me pregunto… ¿Cuántos desastres, cuántas disoluciones, cuantas calamidades ha habido, hay y me temo que siguen en aumento? Preguntémonoslo.
De momento nos encontramos en una depresión mundial y los tan cacareados “progresos” que nos anunciaban todos los políticos, han resultado al final un gran fracaso,
donde efectivamente “la tecnología y alta tecnología” han avanzado muchísimo, pero en igual medida, ha ido retrocediendo el verdadero progreso del individuo, del habitante de la mayoría de países de este pobre planeta que en una serie de calamidades, sitúan hoy a la población ante una serie de miedos, impensables hace varias décadas. Enumeremos algunos de ellos y añádele el lector los que estime.
De lo que se estimó en “países liberales y demócratas”, se ha derivado en “nuevos estados policiales, donde prácticamente te controlan ya todo”; las libertades han desaparecido en enorme proporción, aparentemente nos dicen que no, pero en España (y con solo un ejemplo demuestra lo contrario) ya el que fuera ministro de Interior, Alfredo Pérez Ruvalcaba, llegó a decir públicamente… “Lo sé todo… de todos”; y es que hoy y gracias a esa alta tecnología, está todo grabado, archivado y a la disposición del gobierno que controla la vida del “nuevo súbdito, siervo o ya semi esclavo”, en que nos han convertido.
Los nuevos “señores feudales”; explotan toda la riqueza mundial y se la reparten como tales en reuniones periódicas; tienen “sus esbirros” como los tenían aquellos “señores de horca y cuchillo”; incluida la nueva ley o derecho “de Pernada”; gozan de inmunidad como aquellos, no pagan impuestos como aquellos; y en realidad, cuando se unen un grupo de ellos, tiembla el gobierno que sea, como lo demuestra aquel dicho de una reunión de aquellos “intocables” del medievo español, uno de los cuales y a cara de perro le espeta al rey… “Nos somos casi igual a vos… y los aquí reunidos somos mucho más que vos”. Son estos los que gobiernan en la sombra y ponen al gobierno y ministros que les interesa y que saben defenderán ante todo y sobre todo, los intereses de grupo.
Por otra parte las plagas sociales han aumentado en grado enormemente notable; las drogas, en aquella época poco dañaban a la sociedad; la prostitución, la corrupción de todo tipo y condición, la irresponsabilidad y la desunión del individuo que al saberse desamparado trata de “defenderse como gato acorralado”; la disolución de familias, el vivir en soledad por miedo a formar nueva familia, el hijo único más por lucirlo que por criarlo y educarlo en valores positivos; el suicidio hoy abundantísimo incluso en países de mucha prosperidad MATERIAL; el asesinato de la pareja, predominando el del hombre sobre la mujer; el abandono e incluso el asesinato de los propios hijos, la nueva usura, la recaudación de impuestos ya confiscatorios y en definitiva, el esclavizar a las masas hasta no dejándolas pensar y sometiéndolas a las peores de las drogas; o sea el “nuevo pan y circo, mucho más eficaz que el empleado en Roma”; convirtiéndonos en simples “números a explotar o si ya han logrado el que salgas de tan brutal sistema, dejándote morir en la calle, que es la última libertad de los que impotentes o rebeldes en grado sumo, ya no les queda otra solución”.
Se acaban hasta los buenos sistemas de pensiones y otras seguridades sociales, por cuanto el robo al Estado y desde dentro del aparato estatal, es lo que se ha establecido como la peor de las lacras, puesto que a la política, terminan por llegar los más ambiciosos individuos, que convertidos en delincuentes pero impunes ante leyes que les protegen, hacen todo cuanto vemos o imaginamos y mucho más; y nos lo ha demostrado recientemente, la ya famosa y denigrante, “lista de los altos delincuentes que han aparecido en un tinglado establecido en Panamá, para ocultar los bienes de muchos de estos indeseables”. Bienes robados en cantidades inimaginables.
La hipocresía es hoy de tal magnitud, que ya es normal, que “a lo blanco se le denomine negro o viceversa”; las guerras para depredar las riquezas de cualquier país, están a la orden del día y “la ley de la fuerza” se esgrime hoy con tanta o más virulencia que se hacía en el medioevo pasado. O sea y terminando, que nos han ido robando hasta LA ILUSIÓN POR VIVIR; que es el mayor capital que puede acumular un ser humano. “La sanguijuela humana y como siempre o peor aún, es insaciable, y al parecer esa plaga hoy es mucho más abundante que siempre lo fue”.
Las religiones; mejor ni hablar de ellas en general, sálvese el que pueda; son la plaga que siempre fueron, salvo los destacados individuos que verdaderamente sintieron, practicaron y nos dejaron, los verdaderos caminos a seguir como tales religiosos al servicio de la humanidad. Pero a los que se emplearon y emplean como unos nuevos negocios más, a acumular a los ya establecidos.
Cierro mi artículo con la demoledora sentencia de una intelectual poco conocida: "Cuando advierta que para producir necesita obtener autorización de quienes no producen nada; cuando compruebe que el dinero fluye hacia quienes trafican, no bienes, sino favores; cuando perciba que muchos se hacen ricos por el soborno y por influencias más que por el trabajo y que las leyes no lo protegen contra ellos, sino, por el contrario, son ellos los que están protegidos contra usted; cuando repare que la corrupción es recompensada y la honradez se convierte en un auto-sacrificio, entonces podrá afirmar sin temor a equivocarse, que su sociedad está condenada." Ayn Rand (1950) Amén.


Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] (aquí mucho más) y [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Antonio García Fuentes
Miembro distinguido
Miembro distinguido

Mensajes : 2035
Reputación : 67
Fecha de inscripción : 08/11/2010

Volver arriba Ir abajo

- Temas similares
Compartir este artículo en : diggdeliciousredditstumbleuponslashdotyahoogooglelive

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.