La Cafeteria & Co
Hola !!! Bienvenidos a "La Cafeteria & Co" un

espacio de

amigos que nos reunimos para opinar, publicar y expresarnos

libremente en un ambiente de respeto y cordialidad.
La ultimas notas en TP
Sondeo

Para que usas internet?

0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
50% 50% [ 1 ]
50% 50% [ 1 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]
0% 0% [ 0 ]

Votos Totales : 2


PENSAMIENTOS Y REFLEXIONES 148 EL ROBO DE ESPAÑA Y LOS ESPAÑOLES RESUMIDO EN CORTO ESPACIO: ROBERTO CENTENO: Electricidad: el mayor robo de la historia industrial: Cualquier modelo europeo, excepto el de Italia, es mejor para España, el más rápido de imp

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

18032017

Mensaje 

PENSAMIENTOS Y REFLEXIONES 148 EL ROBO DE ESPAÑA Y LOS ESPAÑOLES RESUMIDO EN CORTO ESPACIO: ROBERTO CENTENO: Electricidad: el mayor robo de la historia industrial: Cualquier modelo europeo, excepto el de Italia, es mejor para España, el más rápido de imp




PENSAMIENTOS Y REFLEXIONES 148

EL ROBO DE ESPAÑA Y LOS ESPAÑOLES RESUMIDO EN CORTO ESPACIO: ROBERTO CENTENO: Electricidad: el mayor robo de la historia industrial: Cualquier modelo europeo, excepto el de Italia, es mejor para España, el más rápido de implantar sería el de Alemania: fin del 'impuesto al sol' para el desarrollo masivo del autoconsumo. Los precios de la electricidad en España, los más elevados no solo de Europa sino de toda la OCDE, son, junto con la presión fiscal a las familias, el claro exponente del mayor expolio de toda nuestra historia industrial y fiscal. En 1975, el sector eléctrico español, totalmente regulado (es decir, los precios al público se establecían en función de los costos más un beneficio razonable para las empresas) eran los más bajos de Europa.
Estos precios eran consecuencia de un sistema de generación extremadamente eficiente —hidráulico (32%), nuclear (10%), carbón y 'fuel oil' (58 %)—, con un coste de producción en valor actual de 21 euros/Mwh, y de la imposibilidad de la empresas eléctricas de ejercer su poder monopolista, al corresponder al Gobierno el sistema de fijación de tarifas. En 1977, después de la desastrosa gestión económica de Suárez, con una inflación del 40% y un desequilibrio exterior insostenible, España se encontraba al borde mismo del abismo. Tanto, que de muy mala gana tuvieron que recurrir al gran artífice del Plan de Estabilización en 1959, que había permitido sacar a nuestro país del subdesarrollo secular y convertirlo en la octava potencia económica del mundo en solo 15 años, Enrique Fuentes Quintana. Él elabora un paquete de medidas urgentes contra la inflación y el desequilibrio exterior que se aprueban en octubre 1977, con el nombre de Pactos de la Moncloa. Dentro de este paquete se integraba un Plan Energético Nacional que tuviera en cuenta los nuevos precios del petróleo, y cuyo objetivo era precisamente basar nuestro desarrollo futuro en energías distintas a los hidrocarburos. Fuentes Quintana me responsabilizaría a mí de la realización de ese plan, el cual se basaba en dos ejes esenciales: energía nuclear para la generación y, además, nacionalización de la red de alta tensión para garantizar la eficacia del funcionamiento del sistema de transporte, fuertemente fragmentado en las redes eléctricas de cada empresa. La patronal eléctrica, apoyada por el ministro de Industria Oliart, se opondría frontalmente. A la nuclear, no por la energía en sí misma, sino porque el plan pretendía poner fin al dislate de que cada empresa construyera la central nuclear que le viniera en gana, lo que había llevado a que España tuviera todas la tecnologías nucleares existentes en el mundo con unas deseconomías de escala brutales, exigiendo que se pactara una tecnología única. Y lo de unificar las redes de alta tensión, que erróneamente veían como un primer paso para la nacionalización del sector, ya ni les cuento. Sea como fuere, Enrique Fuentes, que estaba harto de la frivolidad e incompetencia de los ministros económicos de Suárez —Garrigues Walker, Oliart, Jiménez de Parga y Sánchez de León—: “¡Qué diferencia con los ministros de los años sesenta! Van a los suyo en forma escandalosa, ¡apañada va España con estos inútiles y con un presidente que es un cortoplacista ignorante hasta la náusea y sin el menor sentido del Estado!”, me diría indignado. Presentaría la dimisión irrevocable a los ocho meses de haber aceptado el cargo. La gota que colmó el vaso fue su enfrentamiento con Oliart por la red de alta tensión. La moratoria nuclear y las renovables. (Febrero 2017: en uno de mis artículos)

Políticos y política: La gran estafa que padecemos: Política Para mí´. “Es el arte de gobernar bien a los pueblos”; cosa que nunca han hecho los gobernantes, y lo confirma la historia mundial, puesto que cuando mejor funcionaron los pueblos fue en su estado de clan o tribu; regidos por los ancianos de dichos estados políticos primigenios.
Desde muy antiguo, estos núcleos al ir creciendo igualmente crecieron en conflictos y guerras y así seguimos; aunque en milenios atrás ya se definiera “la enfermedad política como una lacra interminable”, como lo confirma el siguiente dicho histórico; “POLÍTICA Y JUSTICIA: "La ley es como una red que atrapa las moscas y deja pasar a los pájaros". La política se creó para "legalizar" la corrupción”. (Anacarsis. siglo VII a.C.)
¿Qué está ocurriendo en la actualidad y concretando más en nuestra propia España? (aunque se puede generalizar al resto del mundo). Pues ocurre el que en “los gallineros políticos”, que no otra cosa, son los denominados parlamentos democráticos; que estos terminan siendo dominados por “partidos” y estos a su vez, controlados por intereses dominados por el capital, nacional o internacional; y por ello sólo se legisla a favor de ellos; el interés poblacional no juega nada más que a pagar los abusos que allí se imponen en forma de “leyes del embudo”; lo que termina por estropear todo lo que debiera ser impuesto para que los bienes que produce este planeta, fuesen repartidos (haciendo trabajar “a todo el mundo”) muchísimo más equitativamente y con lo que desaparecerían la mayor parte de los grandes problemas que lo estropean o destruyen todo lo que pudiera ser constructivo.
No olvidemos nunca que “partido es parte” y los partidarios del partido que sea, solo van a situarse lo más cerca que puedan, del dinero público, que de inmediato pasa a su control y los partidarios (sean del partido que sea) lo emplearán siempre a favor de los miembros del partido y más aún de los que en la sombra, les ayudaron con dinero para mediante la propaganda electoral, llegar a controlar el dinero del tesoro público. Lo que hacen con toda impunidad, puesto que ellos mismos, forman el mal llamado poder judicial, que se limita a amparar y tapar a los “suyos” y por el contrario a perseguir y castigar a los que se les opongan; jueces y leyes justas no las hay y ya lo afirmó aquel rey que arriba se cita (Anacarsis). (De mi artículo de igual titular)


Antonio García Fuentes
(Escritor y filósofo)
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] (aquí mucho más) y
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

Antonio García Fuentes
Miembro distinguido
Miembro distinguido

Mensajes : 1830
Reputación : 67
Fecha de inscripción : 08/11/2010

Volver arriba Ir abajo

- Temas similares
Compartir este artículo en : Excite BookmarksDiggRedditDel.icio.usGoogleLiveSlashdotNetscapeTechnoratiStumbleUponNewsvineFurlYahooSmarking

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.